Setenta años de la victoria de Franco…

Se cumplen ahora 70 años del final de la Guerra Civil, de aquel parte oficial emitido desde el cuartel general de Franco el 1 de abril de 1939 y difundido con la voz del locutor y actor Fernando Fernández de Córdoba.

La noticia en otros webs

El fin de la República fue un triunfo de Hitler y una derrota de las democracias europeas

Atrás había quedado una guerra de casi 1.000 días que dejó cicatrices duraderas en la sociedad española. El total de víctimas mortales se aproximó a 600.000, de las cuales 100.000 corresponden a la represión desencadenada por los militares sublevados y 55.000 a la violencia en la zona republicana. Medio millón de personas se amontonaban en las prisiones y campos de concentración. El éxodo que emprendió la población vencida dejó también huella. “La retirada”, como se conoció a ese gran exilio de 1939, llevó a Francia a unos 450.000 refugiados en el primer trimestre de ese año, de los cuales 170.000 eran mujeres, niños y ancianos. Unos 200.000 volvieron en los meses siguientes, para continuar su calvario en las cárceles de la dictadura franquista.

Franco logró lo que se proponía: una guerra de exterminio y de terror en la que se asesinaba a miles en la retaguardia para que no pudieran levantar cabeza en décadas. Forjado en el africanismo, la contrarrevolución y el anticomunismo, nunca concedió el más mínimo respiro a los vencidos o a sus oponentes. De palabra y de obra. “No sacrificaron nuestros muertos sus preciosas vidas para que nosotros podamos descansar”, declaraba en la inauguración del Valle de los Caídos en abril de 1959. Recordar la guerra, siempre en guardia contra el enemigo, no cambiar nada, confiar siempre en esas fuerzas armadas que tan bien habían servido a la nación española, utilizar la religión católica como refugio de su tiranía y crueldad. Ésa era la receta.

Ni Hitler ni Mussolini llegaron al poder por medio de una guerra civil. Ésa fue una gran ventaja que, desde el punto de vista de la política interior, sólo Franco pudo gozar. La guerra actuó como punto de unión entre todos los que prestaron su apoyo al Estado franquista. El Ejército, la Falange, la Iglesia católica, representaban a esos vencedores, y de ellos salieron durante años el alto personal dirigente, las autoridades locales y los fieles siervos de la Administración.

España comenzó los años treinta con una República y acabó la década sumida en una dictadura derechista y autoritaria. Bastaron tres años de guerra para que la sociedad española padeciera una oleada de violencia y de desprecio por la vida del otro sin precedentes. Por mucho que se hable de la violencia que precedió a la Guerra Civil, para tratar de justificar su estallido, está claro que en la historia del siglo XX español hubo un antes y un después del golpe de Estado de julio de 1936. Además, tras el final de la Guerra Civil, en 1939, durante al menos dos décadas no hubo ninguna reconstrucción positiva, tal y como ocurrió en los países de Europa occidental después de 1945.

Cuando empezó la Guerra Civil española, los poderes democráticos estaban intentando a toda costa “apaciguar” a los fascismos, sobre todo a la Alemania nazi, en vez de oponerse a quien realmente amenazaba el equilibrio de poder. La República se encontró, por lo tanto, con la tremenda adversidad de tener que hacer la guerra a unos militares sublevados que se beneficiaron desde el principio de esa situación internacional tan favorable a sus intereses. Las dictaduras dominadas por Gobiernos autoritarios de un solo hombre y de un único partido estaban sustituyendo entonces a las democracias en muchos países europeos, y si se exceptúa el caso ruso, todas esas dictaduras salían de las ideas del orden y de la autoridad de la extrema derecha. Seis de las democracias más sólidas del continente fueron invadidas por los nazis al año siguiente de acabar la Guerra Civil. España no era, en consecuencia, una excepción ni el único país donde el discurso del orden y del nacionalismo extremo se imponía al de la democracia y de la revolución.

Las dictaduras que emergieron en Europa en esos años tuvieron que enfrentarse a movimientos de oposición de masas, y para controlarlos necesitaron poner en marcha nuevos instrumentos de terror. Ya no bastaba con la prohibición de partidos políticos, la censura o la negación de los derechos individuales. Un grupo de criminales se hizo con el poder. Y la brutal realidad que salió de sus decisiones fueron los asesinatos, la tortura y los campos de concentración. La victoria de Franco fue también una victoria de Hitler y de Mussolini. Y la derrota de la República fue asimismo una derrota para las democracias.

El descubrimiento de esa historia de vencedores y vencidos, de víctimas y verdugos, ha suscitado un agrio debate en la sociedad española en los últimos años. Pese a las miles de páginas escritas por historiadores, que no dejan duda alguna sobre la existencia y definición de esos crímenes políticos, algunos de los mitos fundacionales de la dictadura tienen todavía común aceptación en las opiniones y recuerdos de un amplio sector de la población. En ese conflicto entre diferentes memorias, el proyecto de cambio político y social de la República quedó sepultado en la gran tumba que el franquismo cavó desde abril de 1939. Y ahí sigue arrinconado, 70 años después.

Julián Casanova es catedrático de Historia Contemporánea en la Universidad de Zaragoza.

Fuente: El País 29 de marzo de 2009

8 Responses to Setenta años de la victoria de Franco…

  1. Leonor dice:

    Cuando el dictador murió diciendo que todo estaba atado y bien atado, muchos creimos que sólo era cuestión de tiempo poner viejas cosas en el sitio de donde no tuvieron que salir. Pasados 30 años más algo hemos mejorado, pero la verdad es que vamos arrastrando la triste herencia que nos dejó.

    Los descendientes de aquellos “rojos” que fueron cruelmente diezmados y desposeídos, hemos heredado la fuerza de las conviciones que nos precedieron y que una vez y otra sentimos más nuestras.
    A pesar de los sinsabores, de las piedras que pongan en nuestro camino, una vez empezado ya no nos harán volver atrás.

    Que se enteren bien quién a pesar del tiempo transcurrido aún crean que tienen al tirano en el poder.
    Sólo la fuerza de la razón nos asiste. Ella es nuestra guía y es la que nos acompaña.
    Recibid mi apoyo en este camino que espero recorramos todos juntos. Saludos de Leonor.

    Me gusta

  2. Vencido dice:

    Pasan los años pero seguimos comprobando con tristeza la penosa manipulación de cifras y datos tanto de represaliados por uno y otro bando, así como de las circunstancias que provocaron el alzamiento y posterior enfrentamiento civil.
    Decir a estas alturas que la represión fue mayor tras las líneas nacionales, ya no la sostiene ni el mismo Carrillo.
    Un poco de seriedad por favor.

    Para todo ello sólo habria que remitirse a las memorias de Azaña, escritas de su puño y letra y al cual no creo que pueda tachársele de fascista.

    A ver si ponemos las cosas en su sitio de una vez y nos dejamos de maniqueismos con el agravante de provenir de todo un catedratico de historia.

    Ya sabemos que la historia se puede reescribir a gusto del historiador de turno pero, por favor, un poquito de seriedad porque al fin y al cabo los que van a pagar esa ignorancia infundida, van a ser sus alumnos.

    Conste que entre mis parientes se cuentan víctimas del bando nacional, pero eso no nos da derecho a justificar una república absolutamente controlada por el gobierno de Stalin donde se paseaba a todo aquel que profesara su condición de católico y se sacaba de su casa en plena noche al jefe de la oposición para asesinarlo en el cementerio.

    Ante semejante paraíso libertario, sólo a un bobo de solemnidad se le puede ocurrir que la clases oprimidas del momento se iban a quedar en casa esperando que una noche vinieran a su casa a darles un paseito.

    De igual forma hay que aclarar también al personal que, mala fue la etapa de Franco. Pero sin duda, y desde la perspectiva de la distancia en el tiempo, hubiéramos corrido mucha peor suerte formando parte de la órbita soviética.

    Seriedad por favor.

    Un saludo de un vencido.

    Me gusta

    • jordicarreno dice:

      Ya se han publicado en estas páginas más de una vez los comentarios sobre las acciones de ambos bandos durante la Guerra Civil y está más que claro, que se cometieron atrocidades tanto por unos, como por otros. El hecho es que hablamos de lo que indudablemente fue un golpe de Estado, que provocó un a guerra, que dividió al país y que finalizó con una posterior “brutal represión” y limpieza ideológica y adoctrinamiento. ¿Qué hubiera pasado si hubiera ganado la república? De entrada no lo sabemos y cualquier apreciación es sólo una supuesta teoría o hipótesis. Lo que si es un hecho, son los datos de la represión (que por desgracia son superiores a los que en principio se contemplaban). Además recordar que la posibilidad de que la república nos hubiera llevado a ser un satélite de la URSS, es algo que está por ver, si Francia, Inglaterra y Estados Unidos hubieran mantenido su apoyo. Además de que la II República, no estaba únicamente formada por partidos de izquierdas y nacionalistas; también habían conservadores y moderados (La CEDA). No era precisamente un partido de corte izquierdista tradicional y fue el primer partido que gobernó durante la II República y si hubiera tenido la oportunidad de continuar con su gobierno ¿De qué gobierno republicano estaríamos hablando?
      Los historiadores pueden dar lecturas más o menos partidistas de los hechos históricos, pero lo que no pueden hacer, es cambiar los hechos acontecidos y las circunstancias que los provocaron. Eso es una realidad y no es maniqueísmo, ni demagogía.
      Cuando hablamos de la República deberíamos empezar a verla tal y como era. La II República estuvo formada por muchas y diferentes opciones, incluyendo religiosos que fueron partidarios. Se formó por designio de un pueblo agotado del Antighuo Régimen y monarquías prácticamente absolutistas (Incluido el sexenio democrático, que fue de todo menos una demmocracia). Así que no sé si es más maniqueísmo pretender que una mala época como la del franquismo pudiera incluso estar justificada con algo que no sucedió y está por ver si hubiera sucedido, como es formar parte de los países satélites de la URSS.
      La seriedad está en poder recuperar toda la historia y no solo una parte, documentarla y dejarla a disposición de la sociedad para que de una vez por todas pueda aprender de ella. Y eso sólo es posible sumando la parte de la historia que se borró de un plumazo.
      Un saludo de un luchador

      Me gusta

  3. Vencido dice:

    Siento discrepar amigo jordicarreño.

    Bajo mi punto de vista el punto de NO RETORNO se traspasa con el intento de golpe de estado del 34 por parte del psoe y posterior revolución de Astúrias.

    Naturalmente que había partidarios de aquella mal llamada república de todos los colores pero, fíjese usted que mal podía acabar aquel único punto en común cuando en las mismas cortes, desde Pablo Iglesias a la Pasionaria amenazaban de muerte a los diputados de, en este caso, La CEDA, públicamente y sin rubor alguno. Sólo hay que remitirse a los diarios de sesiones de la época.

    El hecho de que miembros de la guardia de asalto (evidentemente a las ordenes del gobierno)liquidan al jefe de la oposición, no creo que pueda encuadrarse dentro de una democracia salvo que se trate de una bananera.

    La quema de iglesias y asesinatos indiscriminados de religiosos, tampoco creo que se pueda clasificar de talante democrático.

    Por no hablar de las independencias declaradas por su cuenta y riesgo de Cataluña o País Vasco.

    Y de este corte podríamos estar citando anormalidades toda la noche.
    Se mire por donde se mire y a pesar de todo el azúcar que queramos echarle, no hay por donde cojerlo.

    Además, las democracias jamás tomaron partido por el frente popular ni es sus mejores sueños.
    Si todavía alguien puede creer que la URSS envió material y hombres por amor a la democracia… permítame que me eche unas risas. Vamos, no seamos pardillos.
    ¡Pero si esto era un hervidero de comisarios de Stalin!
    Además y constatado está, gran parte del malestar, alborotos, desórdenes, etc, previos al alzamiento´, son atribuibles a las consignas de Moscu.

    Sin la menor duda que nos hubieran sometido al yugo soviético en caso de ganar la guerra.

    Y para terminar, yo estudié de niño en un colegio público allá por los años 60.
    Mis profesores eran en su mayoría de derechas, cuando no incluso excombatientes nacionales. Hasta un mutilado.
    Bien pues, JAMÁS nos inculcaron ningún tipo de odio al bando contrario, y siempre que se tocaba el tema lo hacían con el mayor de los respetos a los vencidos. Se pretendía tan sólo curar las heridas, olvidar los desagravios.
    Si usted acude ahora a un aula de la logse comprobara donde está realmente el adoctrinamiento, el resentimiento, el odio, y las ganas de volver a las andadas.

    En fin… desengáñese. Ni fue república, ni fue española, y mucho menos maravillosa. Más bien todo lo contrario. Un caos absoluto y caldo de cultivo para la expansión del comunismo y el separatismo.

    Un saludo vencido

    Me gusta

    • jordicarreno dice:

      Es la discrepancia y el debate la base de la democracia. Es lógico que discrepe, ya que como le pasa a muchos, ustedes siguen basándose en los hechos puntuales y minoritarios que sirvieron de excusa a los sublevados para llevar a cabo su golpe de Estado. Por otra parte, es cierto que esos hechos ocurrieron, como también es cierto que la lectura suya no es científica, sólo es una lectura a medias y partidista. La historia se compone de los hechos y las circunstancias que las envuelven, es decir, ni siquiera los apoyos fascios recibidos por franco fueron ideológicos y gratuítos, así como que, España también fue un nido del nazismo al igual que de la URSS, igualmente, a lo que usted evidencia como un hecho irrefutable ” la liquidación del jefe de la oposición por parte del gobierno”, es algo que no sólo ponen en duda la mayoría de historiadores, sino que incluso los de talante más conservador (se lo dice alguien que además lo vive de cerca estudiando en la universidad historia- aunque esto tampoco es ninguna garantía-) a excepción de los de siempre (Ver libro de Historia del Mundo Contemporáneo del curso de Acceso de la UNED mismo escrito por Genoveva García Queipo de Llano y varios profesores más…, por ponerle un sólo ejemplo. Por no hablar de las independencias que anteriormente habían sido los fueros que usted no cree legítimos y que ya les fueron robados en su día después de las guerras carlistas a los partidarios del testamento de Fernando VII (el tema de las monarquías es para otro debate) y aplastados definitivamente con la dictadura de Primo de Rivera (sé que he sintetizado mucho el dato del proceso pero no quiero extenderme). Las elecciones del 12 de abril de 1931 eran municipales y se tornaron en un plebiscito nacional dado a la apabullante victoria republicana, lo que provocó el 14 del mismo la proclamación de la II República que fue posteriormente renovada con total legitimidad en la selecciones posteriores. Sí acierta en la lectura de los sucesos de Asturias, que fueron quizás el estallido social más grande en Europa después de la revolución rusa (aunque ni por número ni hechos se puedan comparar) y que probablemete el gobierno republicano no supo controlar a los grupos más radicales y violentos (quizás uno de los problemas más garves de la II República y del ejército republicano durante la guerra). Y por último se quemaron iglesias, es bien cierto y murieron unos seis mil religiosos durante este proceso y la guerra civil, ¿Cuántos republicanos murieron sólo con la represión franquista? Y por último amigo mío, está claro que hasta la ONU que reconoció en su día el gobierno franquista como el resto de países, lo tachan en el derecho internacional de lo que fue. Asesino de lesa humanidad, y eso si que es un dato y hecho contatado y certificado. Usted no tiene a nadie seguramente como muchos de nostros enterrado en una fosa común, localizado o no, no sabe lo que es vivir con el miedo como nuestros abuelos nos han transmitido, no sabe lo que es tener la ausencia permanente y el recuerdo en una foto gis o un documento polvoriento. Sólo se pide reconocimiento y reparación, a lso suyos ya lso han beatificado, honrado, dispendiado más que con creces, ahora falta la otra parte para que este capítulo se cierre definitivamente. ¿Odio?…¿A quién…? Nosotros hace tiempo que perdonamos, peor lo que no vamos hacer nunca es olvidar. Y permítame que le comente que yo siendo más joven que usted por lo que deduzco de sus escritos, yo me formé en un colegio de Carmelitas donde cantaba todavía los himnos patrios, y los profesores no eran tan honorables con el bando vencido como usted opone. (Quizás usted tuvo más suerte). El odio lo inculco el sátrapa dictador cuando de su misma boca concedió el fusilar a medio país para liberarlo del marxismo y la masonería. ¡Eso sí que hace reír…!

      Me gusta

  4. XxX dice:

    Me encanta la memoria selectiva de los simpatizantes de la España republicana, es algo cuanto menos entrañable.

    Me gusta

  5. Vencido dice:

    Sería largo de rebatir la mayoría de puntos que el señor jordicarreño expone. Así que quedémonos con uno tan solo.

    “¿Cuántos republicanos murieron sólo con la represión franquista?”

    Pues según historiadores como por ejemplo Hugh Thomas al cual no se le puede tachar de pro-franquista, infinitamente menos que en las checas y las carceles del pueblo.
    No toquemos el tema de la represión porque no creo que se pueda comparar los desmanes tras las líneas rojas a los cometidos en el bando nacional.
    Y en estos números se incluye el periodo de guerra y posguerra.

    De todas formas repito que, desde la perspectiva que nos permiten 70 años de historia, malo fue para el país 40 años de Franco pero mucho peor hubiera sido habernos convertido en otro satélite de la URSS.
    Esto no hay quien lo pueda discutir.

    Un saludo!!

    Me gusta

  6. Juan Simon dice:

    Este señor catedratico supongo que sera de cualquier cosa menos de historia, o de lo contrario me hace entender que es el de turno que vive de la teta de la demoracia una democracia impuesta por el capitan general de las fuerzas armadas tierra mar y aire, titulo heredado por nuestro rey del general Franco, unico heredero del tan vilipendiado gobernante que no tubo mas remedio como militar que era de unirse al lebantamiento
    militar auspiciado por el general Sanjurjo
    Tagueña, El general Rojo, Azaña, Julian Zarazagoitia, Y hasta el infame criminal de sus propios soldados Valentin Gonzalez “el Campesino” renegaron del comunismo e hicieron una dura autocritica de la propia republica que ellos representaban me gustaria saber cuanto cobra este señor y si tiene un plus por falsear la historia.
    No sabe usted señor profesor que Juan Marc Fundador de la hoy Banca Marc financio al bando nacional, banca Urquijo, Los Alba, Romanones, Texaco, Y los poderes economicos mundiales que veian en España con sus minas de Hierro Cobre Fosfatos etc una oportunidad de negocio que la republica les iba a arebatar
    porque no critica a estos señores que son los mayores culpables de todo aquello hoy sus herederos siguen estando con los mismos pribilegios que sus antepasados
    Acaso tiene miedo de perder su puesto bitalicio, que dirian es su universidad si usted defendiese la verdadera historia, Supongo que le tildarian de fascista claro esto es muy duro de soportar es preferible segir lapidando a la putita aunque en nuestro interior estemos pensando que no es justo titarle estas piedras.
    Juan Simon era un camion que recorria por las noches los pueblos del Maestrazgo del norte de Castellon y recogia los cadaveres que los milicianos de la Cnt y la Fai asesinaban solo en estas comarcas Hay contabilizaron tres pozos donde despues de brutales torturas se tiraban los cadaveres o las victimas aun vivas mas de 150 curas fueron martirizados y asesinados hasta incluso quemados vivos todavia perduran algunas cruces en los caminos testigos de estas ignominiosas atrocidades yo un analfabeto integral invito a este señor a darle unas lecciones de historia de mi comarca puesto que hace mas de vente años que investigo estos sucesos y no me hace falta perder el tiempo en una universidad para despues tener que bocear unas sandeces que no se sostienen por ningun sitio la mundologia deveria de formar parte de las asignaturas de las universidades.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: