Ian Gibson: Charlas con Ian Gibson en el periódico Público…

noviembre 17, 2010

“Es casi imposible para la derecha española afrontar el horror de la represión franquista”

“No creo en la implicación directa de Santiago Carrillo en lo de Paracuellos”

El hispanista, que publica ‘La fosa de Lorca. Crónica de un despropósito’, ha charlado con los lectores de Público.es…

Para ver la charla pinchar el enlace superior… fotografías y textos propiedad de Público.es



Cuando los españoles poblaron Nueva York…

noviembre 17, 2010

Un documental recoge la historia de ‘Little Spain’, el barrio de los españoles emigrados a Manhattan entre 1950 y 1980…


Fotografía de la exposición en Nueva Yorkl. 

Fotografía de la exposición en Nueva Yorkl.

Todo el mundo conoce los barrios neoyorkinos de ‘China Town’ o ‘Little Italy’, pero ¿Sabían que en Manhattan existió también una ‘Little Spain’?, La ciudad de Nueva York acoge  el preestreno de un documental que incluye una exhaustiva recopilación de alrededor de 400 fotografías y documentos inéditos sobre la historia de la comunidad española en Manhattan entre los años 1850 y 1980.

‘Little Spain’, dirigido por Artur Balder y producido por Marcus W. Stroh, se adentra en la memoria de esta comunidad, mediante la primera reconstrucción de la historia de este barrio español, con el testimonio de varios “españoles-americanos” residentes en la ciudad.

De esta forma, el director bucea en la historia de los miles de españoles que probaron suerte en América en busca de una vida mejor, desembarcando en los muelles de Chelsea tras semanas de penurias y entrando en contacto con las comunidades irlandesa e italiana. Con el tiempo, los españoles se afincaron en Manhattan gracias a su “esfuerzo y perseverancia”, y aquellos que en un principio alquilaron habitaciones terminaron comprando sus propios pisos o fundando sus propios negocios en la calle 14, entre las avenidas séptima y octava.

La disolución de una identidad

Esa frontera entre Chelsea, West Village y el Meatpacking District, conocida popularmente como ‘Little Spain’, alberga la vasta historia de la comunidad española hasta hace 20 años, cuando sus principales símbolos se diluyeron con la llegada de los inmigrantes hispanos.

A través del testimonio de los entrevistados, el autor evoca el “dramático” declive de esta comunidad, recoge su opinión sobre la situación actual de nuestro país desde su distanciamiento neoyoruino y comparan la situación del barrio con la del famoso ‘Little Italy’.

No en vano, la fiesta oficial de ‘Little Italy’, San Gennaro, aún sobrevive y “sigue bullendo año tras año”, mientras que la fiesta de Santiago Apóstol terminó por desaparecer de ‘Little Spain’ en los años noventa, tras ser reinterpretada por los inmigrantes latinoamericanos.

La sombra de García Lorca

Durante su paso por la Columbia University, el poeta granadino Federico García Lorca residió en Manhattan y escribió parte de su obra ‘Poeta en Nueva York’ en el edificio oficial de la Spanish Benevolent Society de la calle 14, el club español más antiguo de Estados Unidos.

El largo, dedicado a la figura del autor -“el inmigrante que no pudo serlo”-, incluye en su último capítulo un fragmento del poemario acompañado por un epílogo visual surrealista. Lorca residió en la ciudad entre 1929 y 1930 y regresó a España previo paso por La Habana

Público.es

 


La impunidad consentida…

noviembre 17, 2010

Reflexionaba Séneca: Hay cosas que no hacemos porque parecen imposibles, pero son imposibles porque no nos atrevemos a hacerlas.

Hasta hace pocas décadas parecía irreal que se establecieran normas para sancionar a los responsables de los más graves crímenes contra la humanidad. Lo normal, y naturalizado, durante toda la historia, fue su absoluta impunidad. Debió ocurrir el Holocausto para que, por vez primera,se estableciera un tribunal para juzgarlos.

El Tribunal Militar de Nüremberg, que fue severamente criticado por diversas razones: haberse constituido por las potencias vencedoras, establecerse con posterioridad a los hechos, crear un Estatuto especial para juzgar a los responsables, etc., dio sin embargo respuesta, aunque parcial y limitada, a la aspiración de justicia, abrió un fructífero camino e inició una nueva etapa en el Derecho Penal Internacional.

A partir del mismo, y debido en fundamental medida al tesón y exigencia de las víctimas, se multiplicaron tratados, resoluciones y recomendaciones, internacionales y regionales, destinados a la prevención y el castigo de estos crímenes y se constituyeron en esos ámbitos consejos y comisiones para la vigilancia y denuncia de las violaciones a los derechos humanos fundamentales.

Se crearon tribunales ad hoc que han dictado numerosas e importantes sentencias. Se establecieron también tribunales permanentes en distintos continentes y, más recientemente, la Corte Penal Internacional.

A pesar de los avances, la impunidad sigue esencialmente vigente

Siguiendo a Gastón Bachelard o Jacques Derrida podríamos decir que fue vencido un obstáculo epistemológico, que es el que dificulta o impide al pensamiento imaginar una realidad distinta a la que se tiene.

No es mi propósito analizar ahora las profundas limitaciones y condicionamientos que, a pesar de su importancia, tienen los instrumentos antes referidos. Sólo constatar que, a pesar de los enormes avances producidos en poco más de medio siglo,la impunidad sigue esencialmente vigente.

Una de las razones fundamentales que lo posibilitan desde el ámbito jurídico es la falta de castigo a quienes la promueven y consienten.

Ha sido y seguirá siendo objeto de discusión la naturaleza y el fin de la sanción penal. Sobre lo que no existe debate alguno es acerca de su necesidad por, al menos, dos poderosas razones:

En primer lugar, su efecto disuasorio: los denominados delitos comunes se siguen produciendo a pesar de que todas las legislaciones del mundo prevén una pena para quienes los cometen. Se multiplicarían si ésta no fuera aplicada efectivamente. Quienes perpetran este tipo de delitos saben que a la transgresión de las leyes que los sancionan seguirá ineluctablemente el castigo. Se lesiona un bien de quien comete un delito: su libertad, su patrimonio, su facultad de ejercer cargos públicos o administrar sus bienes, etc., como respuesta a la vulneración de otros bienes jurídicos que éste lesionó previamente.

Sólo excepcionalmente, por ineficacia de la administración de justicia u otras circunstancias ajenas al propósito de las instituciones de los Estados de dejarlas sin castigo, la sanción no se produce. Algo enteramente distinto, e inverso, ocurre en relación con los grandes crímenes contra la humanidad. Sus autores saben que lo más probable es que no sean castigados. No porque consigan sustraerse a la acción de la justicia sino porque en la mayoría de los casos, a través de distintos y deliberados mecanismos, quedan protegidos por la impunidad.

Esta es la realidad que tenemos: la sanción de los delitos comunes es tarea que, como fundamental, asume todo Estado. La no penalización de los crímenes más atroces, en cambio, es la regla.

Cuanto más grave es el crimen, más impunes resultan sus autores

Si con su punición efectiva se evita la proliferación de los delitos ordinarios, con la ausencia de sanción de los crímenes contra la humanidad se favorece su desarrollo. Ocurrirían en mucha menor medida si, como ocurre con aquellos, fueran castigados. El corolario es que, a cuanto mayor impunidad de los responsables de crímenes que lesionan a la humanidad, más crímenes.

En segundo lugar, la defensa y promoción de un valor social: cuando una ley penal establece una sanción para reprimir una conducta ilícita, ampara un bien que se entiende estimable. El que atenta contra el mismo lo hace contra un derecho respecto del cual existe el consenso social de que debe ser protegido. Si la ley no reprochara su conducta a quien lesiona ese bien, dicha conducta no sería antijurídica pero, además, el bien lesionado no sería, o dejaría de ser, valioso socialmente . La intención de la pena es, en este sentido, defender y promover el valor social de determinados bienes o derechos: a la vida, la libertad, la integridad corporal, la propiedad, etc. Si se reprime su vulneración es porque se los entiende dignos de ser defendidos. Si no fueran objeto de protección significaría que son desdeñables. De igual modo ocurre cuando la ley penal existe pero no se aplica.

Esto último es lo que sucede generalizadamente respecto de los grandes crímenes contra la humanidad. Existen leyes en cada país, y también internacionales, para castigar a sus responsables pero, o no se aplican, o sólo limitadamente, o en casos excepcionales. Se establece así un profundo disvalor social: el mensaje es que los derechos de las víctimas de estos crímenes y los de las sociedades que los padecen no merecen ser tutelados.

Es la impunidad la que favorece y perpetúa el crimen

Estas elementales constataciones producen indignación y desasosiego.

Cuanto más grave es el crimen, más impunes resultan sus autores; cuanto más importante es el valor social que hay que realzar, más se lo desprecia.

A pesar de la evidencia de que es la impunidad la que favorece y perpetúa el crimen, es tan reiterada y universal su práctica que parece estar en el orden natural de las cosas. Hasta quienes la establecen parecen no tener conciencia de que están delinquiendo. Es preciso hacérselo saber.

Las normas jurídicas vigentes tienen respuesta para sancionar a quienes al promover la impunidad prevarican y encubren los crímenes contra la humanidad. Sólo hace falta que se apliquen y para ello el primer paso es tomar conciencia de que se puede y se debe. Como siempre ha ocurrido, junto a iniciativas judiciales en distintos lugares, un amplio movimiento social es quien podrá garantizarlo.

En este sentido, de igual modo que sólo con el denodado esfuerzo de miles de personas y cientos de organizaciones de derechos humanos en todo el mundo fue posible el nacimiento de tratados y resoluciones que condenan los crímenes contra la humanidad, es fundamental lograr ahora el de instrumentos internacionales que de modo explícito declaren que la impunidad es un delito y que los responsables de promoverla o consentirla deben ser juzgados. Se daría así un gigantesco paso para combatir las masivas violaciones de los derechos humanos.

*Carlos Slepoy es abogado especializado en derechos humanos y ha trabajado en la querella interpuesta desde Argentina para que se investiguen los crímenes del franquismo.
Público.es

 


Un espacio virtual contra la impunidad y a favor de la justicia…

noviembre 17, 2010

La Universidad de California amplia su archivo sobre la Guerra Civil, el mayor del mundo, con una colección de testimonios de víctimas de la represión

PATRICIA CAMPELO Madrid 17/11/2010

Estudiantes voluntarios de la UC que han participado en el proyecto de recogida de testimonios de la Guerra Civil y dictadura, junto con el coordinador, Luis Martín.

Estudiantes voluntarios de la UC que han participado en el proyecto de recogida de testimonios de la Guerra Civil y dictadura, junto con el coordinador, Luis Martín.

(Ver especial Memoria Histórica)

La Universidad de California en San Diego alberga el mayor archivo que existe con materiales de todo tipo relacionados con la Guerra Civil española, (libros, panfletos de todas las corrientes políticas, fotografías, carteles, etc). Se trata de una archivo único en el mundo creado a iniciativa del profesor Gabriel Jackson, que convenció al periodista e historiador norteamericanoHerbert Southword, para que, en 1966,  donara la colección personal de pósters, libros y demás documentos que había acumulado durante su estancia en España en tiempos de la Guerra Civil.

En 2005, Lynda Claassen, directora de The Southworth Collection, nombre que recibe el archivo, preguntó a un recién llegado profesor español del departamento de Literatura, Luis Martín-Cabrera, cómo ampliar y dar a conocer la colección en España. A partir de ese momento nace el germen de lo que hoy es el Archivo Digital de la Guerra Civil Española y de la dictadura franquista, que refuerza y nutre el contenido del archivo original de Herbert Southword,  pero con una necesaria adaptación a la era tecnológica: el archivo incluye 124 testimonios audiovisuales de víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura, grabadas, editadas y disponibles, la mayoría de ellas, en una página web.

Primeros pasos

El proyecto que se inició formalmente en 2007 está llegando a su fin. En la etapa que viene ahora “se tratará de desarrollar materiales educativos y pedagógicos así como terminar la página web”, indica Luis Martín-Cabrera, coordinador del proyecto.

Para la creación de este archivo, financiado en su totalidad por la Universidad de California, Martín-Cabrera junto con Scott Boehm, doctorando en la misma Universidad, decidieron que el primer paso sería reunirse en España con asociaciones de Memoria y de este modo contactaron conEmilio Silva, presidente de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH).

“Las historias que recogemos no tienen nada que ver con el discurso norteamericano de los derechos humanos”

“Silva acogió la idea con entusiasmo”, recuerda Cabrera, ya que una iniciativa de similares características se había impulsado desde la Universidad Complutense de Madrid pero no fraguó, “debido a un problema de financiación con el rectorado”, explica Cabrera.

Tras esa primera toma de contacto con el movimiento memorialista en España, el siguiente paso fue hacerse con dos cámaras y grabar ocho entrevistas en el verano de 2007 a víctimas de la represión franquista. A su regreso a California, no les resultó difícil la tarea de convencer a los decanos de la división de Artes y Humanidades y a otros administradores del campus de la importancia del proyecto: “Rápidamente entendieron que se trataba de algo muy importante y necesario”, resalta Cabrera.

Para preparar a conciencia la iniciativa, el profesor de la Universidad de California visitó distintos archivos del holocausto “para ver cómo habían hecho las cosas”, señala, y a continuación crear “elprotocolo de entrevistas que se puede consultar en la web del proyecto”.

Difícil financiación

En 2008, un equipo de seis estudiantes (cuatro en Madrid y dos en Sevilla), junto con Luis Martín- Cabrera y Scott Boehm, comenzó las entrevistas. “La financiación provenía de varios departamentos de la Universidad de California”, aunque, apunta el docente, “era un puente para que lográsemos por nuestra cuenta dinero para sostener el proyecto a través de alguna fundación privada”, algo que nunca pasó por varios motivos.

“No es un archivo completo porque muchas personas ya no podrán contar su testimonio”

“Además de la crisis financiera, no estábamos dispuestos a aceptar cualquier dinero”, aclara Cabrera que sostiene que las historias que integran el archivo, “no tienen nada que ver con el discurso hegemónico norteamericano de los derechos humanos”. Por otro lado, los entrevistados, “no son vidas abstractas, son personas que tienen o tuvieron una filiación política clara y sabían por lo que luchaban”, y eso, en palabras del coordinador del proyecto, “no se presta a que te lo financien”.

Cabrera considera que el hecho de haber salido adelante sin ayuda de benefactores privados, “es la prueba de que no hemos traicionado los ideales de las personas que entrevistamos”.

Los 40.000 dólares de dinero público de la Universidad de California “se acabaron este verano” con la entrevista 124 y aunque no será un archivo completo, “llegamos tarde para muchas personas que no podrán contar su testimonio”, apunta Cabrera, este trabajo ha creado “un lugar de memoria y un espacio virtual contra la impunidad y a favor de la justicia”, concluye el coordinador del proyecto que ha contado con apoyos voluntarios: “El verano pasado, Jessica Córdova, estudiante, se fue a Barcelona a hacer entrevistas pagándoselo todo de su propio bolsillo”.

Proyecto pionero

Por su parte, Scott Boehm, destaca que se trata de una iniciativa pionera ya que “el archivo audiovisual ha ocupado un espacio que antes no existía”, en referencia a que es la primera vez que una institución pública, como la Universidad californiana, acoge un proyecto de estas características.

“El Estado español ha negado a las víctimas del fascismo un espacio como el que ofrece el archivo audiovisual”

“La intención era crear un espacio institucional para las víctimas del fascismo en España, algo que les ha negado el Estado español”, explica Boehm precisando que el “registro histórico” ha estado dominado por los “vencedores” que durante décadas “pudieron contar su historia”.

Ahora, “con este archivo”, subraya el doctorando estadounidense, “se pueden escuchar historias singulares y representativas de las miles de personas que lucharon contra el fascismo y sufrieron las consecuencias”.

Los testimonios incluidos en el archivo audiovisual corresponden a víctimas que han sufrido todo tipo de represión. En ese sentido, Boehm apunta a casos de familiares de desaparecidos, torturas, prisión, exilio, campos de concentración, o represión “cotidiana”: hacia las mujeres, en las calle o en las escuelas.

Memoria “sin fronteras”

Respecto a la intervención de ciudadanos extranjeros en los procesos de recuperación de memoria histórica, Scott Boehm lo tiene claro: “La Guerra Civil fue un asunto mundial. No hay que olvidar la ayuda que tuvo Franco de nazis y de fascistas italianos, ni a las miles de personas que vinieron de todas partes del mundo para tratar de frenar el auge del fascismo en este país”.

Es por ello que el doctorando invita a “no extrañarse” por ver extranjeros implicados en este proceso ya que, “no es una memoria con fronteras estrictas”, sostiene, para concluir que, “múltiples gobiernos tuvieron parte de la culpa en el triunfo de Franco, la normalización de su dictadura y la política del silencio y olvido de la Transición”.

Material de la Guerra Civil española… en California

Desde que en 1966, el periodista y escritor Herbert Southworth donara su colección personal de documentos relacionados con la Guerra Civil española al archivo que lleva su nombre, la Herbert Southworth Collection no ha parado de crecer.

Cerca de 13.000 materiales entre panfletos, carteles, libros, periódicos, pósters y manuscritos configuran el fondo documental en el que se representan todas las corrientes políticas de los últimos años de la II República y de la Guerra Civil.

Manuscritos de Juan Negrín, Indalecio Prieto, Fernando de los Ríos o Ernerst Hemingway conviven con los de otros personajes de opuestas corrientes ideológicas como Primo de Rivera o Goebbels, ministro de propaganda en la Alemania nazi.

Público.es

 


Asociaciones de la memoria histórica piden al TS que reconsidere el archivo de la querella contra Saavedra…

noviembre 17, 2010

Creen que podría haber prevaricado al encausar a Garzón para que no investigara el franquismo MADRID, 15 (EUROPA PRESS) Diferentes asociaciones para la recuperación de la memoria histórica han presentado un escrito en el Tribunal Supremo pidiendo la nulidad del auto dictado el pasado mes de mayo por la denominada ‘Sala del 61’ de este órgano, que rechazó la querella presentada contra el presidente de la Sala de lo Penal de este órgano, Juan Saavedra, al que acusan de prevaricar en las resoluciones que sentarán en el banquillo al juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón por irregularidades en su investigación de las desapariciones del franquismo.

El escrito, firmado por el abogado Fernando Magán, se interpone después de que el alto tribunal rechazara, el pasado 13 de octubre, el recurso de súplica interpuesto por las asociaciones contra el auto inicial de archivo.

En este documento, al que ha tenido acceso Europa Press, las asociaciones insisten en que Saavedra actuó irregularmente al “prohibir” al Juzgado Central de Instrucción número 5 (cuyo titular es Garzón, actualmente suspendido en sus funciones) continuar la investigación de las desapariciones durante el franquismo (diligencias previas 399/2006) y “acto seguido declarar que los hechos investigados estarían prescritos y/o amnistiados”.

La Sala presidida por Juan Saavedra, según los querellantes, “da por sentado -sin fundamento- que estarían prescritos y amnistiados los actos de genocidio y lesa humanidad investigados en dichas diligencias previas, pero sin permitir a quienes son parte en éstas, los aquí recurrentes, ser oídos y ejercitar el derecho de defensa.

También acusan al magistrado del Supremo por impedir que, en el marco de la causa abierta a Garzón por un presunto delito de prevaricación, pueda tomase declaración a testigos de los hechos e investigar a los presuntos autores aún vivos.

EDAD DE VÍCTIMAS Y VERDUGOS

Dada la avanzada edad de todos éstos, continúa el escrito, las dilaciones procesales en cuyo origen se hallan los actos presuntamente cometidos por Saavedra “conllevan el daño irreparable de que morirán las víctimas directas antes de saber la suerte de los desaparecidos, los testigos antes de comparecer en un proceso judicial, y también los autores que siguen vivos”.

Añade Magán en su escrito que los actos atribuidos a Saavedra forman parte de “una deliberada y consciente operación procesal dirigida a mantener el cierre de los tribunales del Reino de España al conocimiento, investigación y sanción de actos de naturaleza genocida cometidos en nombre de los Principios Fundamentales del Movimientos Nacional entre el 17 de junio de 1936 y el 15 de junio de 1977”.

Europa Press via Yahoo! España Noticia

 
Nota de La Memoria Viva:

El negrita y subrayado (en el extracto aquí abajo) es  nuestro, para aclarar quién deposita este recurso y a quién representa:

Procedimiento Nº 8/2010-ART. 61 LOPJ

Ponente: Excmo. Sr. D. Mariano de Oro Pulido y López

Dimanante de Tribunal Supremo, Sala 2ª.

Recurso de queja Nº 5/20150/2009, contra Resolución de la Sala Penal de la Audiencia Nacional

Expte. Nº 34/2009 sobre competencia

AL TRIBUNAL SUPREMO

(SALA ESPECIAL DEL ARTÍCULO 61 DE LA LOPJ)

Da. María José MILLAN VALERO, Procuradora de los Tribunales y de la Asociación para la Recuperación de Memoria Histórica de Arucas, así como de la Associació Cultural Memòria i Justicia d’Elx i Comarca, según consta acreditado en el recurso de queja ante la Sala Segunda del Tribunal Supremo Nº 5/20150/2009, contra resolución de la Sala Penal de la Audiencia Nacional (Pleno), en el Expte. 34/2009 sobre competencia, comparezco ante el Consejo y, en tal representación, respetuosamente, DIGO:

Con el debido respeto, y ante la obligación que imponen los Tribunales de rango superior al del Tribunal Supremo de agotar todos los recursos establecidos en la Ley, por el cauce del artículo 241.1 de la LOPJ, previo al recurso de amparo, mi representada debe pedir que se declare la nulidad de actuaciones y se retrotraigan las mismas al momento inmediatamente anterior de la dictación del Auto de 7 de mayo de 2010, confirmado en el Auto de 13 de octubre de 2010, por vulneración del art. 24 de la Constitución española en relación con los arts 2, 3, 4, 5, 6, 7, 13, 14 y 17 del Convenio Europeo de Derechos Humanos.

Baso mi pretensión en los antecedentes y fundamentos que paso a exponer…

…(para leer in extenso:http://nuestramemoria.blogspot.com/2010/11/procedimiento-n-82010-art.html)

Madrid, 11 de noviembre de 2010

Ldo. Fernando Magán Pineño.

 Colegiado 317

Memòria de Mallorca pide que se tenga en cuenta el pasado falangista de Lluís Sitjar y se evite usar este nombre…

noviembre 17, 2010

PALMA DE MALLORCA, 15 (EUROPA PRESS)

La asociación Memòria de Mallorca ha pedido que tanto el Ayuntamiento de Palma como los propietarios del estadio de fútbol Lluís Sitjar tengan en cuenta el pasado falangista del que fue presidente del club de fútbol y se evite el uso de su nombre en el futuro de las instalaciones deportivas.

La entidad ha considerado en un comunicado que se debe impedir el uso de un “destacado miembro” de la Falange Española, quien fue “cómplice de miles de asesinatos y desapariciones” de centenares de republicanos. “De ninguna de las maneras, un cómplice de las matanzas de inocentes, defensores de la legalidad Republicana, durante la guerra y la dictadura, puede ser honorado en un estado democrático”.

Según la asociación, sea cual sea el destino final de las instalaciones deportivas se debe evitar este uso. Además, insta al Ayuntamiento de Palma a, en aplicación de la Ley de Memoria Histórica y los principios democráticos del Estado, a retirar de la fachada del antiguo estadio los símbolos falangistas que todavía permanecen, como la placa a los miembros de la asociación deportiva caídos en el bando nacional durante la Guerra Civil Española.

No obstante, Memòria de Mallorca considera que estas piezas puedan ser conservadas, junto a otros elementos de carácter patrimonial que tengan algún valor arquitectónico, cultural o histórico, en los museos, los “espacios que la sociedad civil ha creado por divulgar la historia”, concluye el comunicado.

Cabe recordar que el Ayuntamiento de Palma inició el expediente de ruina del estadio Lluís Sitjar debido a su “creciente riesgo de seguridad y salubridad” derivados su “degradada situación”, decisión que ha provocado malestar entre los propietarios.

Diario de Mallorca/ Europa Press via Yahoo! España Noticia

Memòria de Mallorca pide que se tenga en cuenta el pasado falangista de Lluís Sitjar y se evite usar este nombre



El Juzgado de Lena permite recoger todos los restos de la fosa allerana de Cabacheros…

noviembre 17, 2010

La asociación Foro por la Memoria podrá comenzar las pruebas de ADN para identificar los treinta cuerpos exhumados…

Felechosa,
C. M. BASTEIRO
El Juzgado de Pola de Lena ha dado luz verde a la Asociación Foro por la Memoria, responsable de las excavaciones en Cabacheros junto al colectivo de Memoria Histórica de Aller y Lena, para tener acceso a la totalidad de los restos encontrados en la fosa común de Felechosa. Con esta decisión judicial, la asociación podrá iniciar las pruebas de ADN necesarias para identificar los cuerpos.

Foro por la Memoria anunció hace unas semanas su intención de llevar a cabo las pruebas de identificación a través del equipo de Antropología de la Universidad Autónoma de Madrid. Tal y como recordó ayer Javier Ruiz, miembro de la junta directiva de la asociación, «se nos facilitaron los restos que el forense había analizado previamente, pero resultaron insuficientes para los expertos». Ante esta situación, los responsables de Foro por la Memoria volvieron a solicitar más restos al Juzgado de Lena, que guarda la custodia de los cuerpos al haber sido hallados en Aller. Este trámite es necesario porque «resulta imprescindible que no se rompa la cadena de custodia, para que los restos sigan teniendo validez legal ante cualquier proceso».

El Juzgado de Lena contestó afirmativamente hace unos días, por lo que los miembros de la asociación viajarán en unos días hasta Asturias para hacerse con los restos. «En este momento son custodiados por el Juzgado, pero físicamente se encuentran en el depósito del cementerio de Oviedo», señaló Ruiz. El proceso para el reconocimiento será largo, «de al menos un año». Los expertos estiman que la fosa común guardó durante siete décadas a más de 30 personas, que fueron enterradas «de forma inhumana».

lne.es vía google noticias

Familiares y expertos trabajando en la fosa de Cabacheros, durante las excavaciones.

Familiares y expertos trabajando en la fosa de Cabacheros, durante las excavaciones. fernando geijo
NOTICIAS RELACIONADAS:

 


La Armhex pide a la Junta que declare Bien de Interés Cultural a los restos de las colonias penitenciarias de Montijo…

noviembre 17, 2010

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Extremadura (Armhex) ha reclamado a la Consejería de Cultura y Turismo que incoe expediente de declaración de Bien de Interés Cultural, con la categoría de Sitio Histórico, al paraje natural donde se ubican los restos de las colonias penitenciarias de Montijo (Badajoz).

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Extremadura (Armhex) ha reclamado a la Consejería de Cultura y Turismo que incoe expediente de declaración de Bien de Interés Cultural, con la categoría de Sitio Histórico, al paraje natural donde se ubican los restos de las colonias penitenciarias de Montijo (Badajoz).

La Armhex pide a la Junta que declare Bien de Interés Cultural a los restos de las colonias penitenciarias de Montijo

Para ello, la Armhex ha presentado un escrito a la Consejería de Cultura y Turismo para que se dicte una resolución por la que se acuerde incoar expediente de declaración de Bien de Interés Cultural, con la categoría de sitio histórico.

Una petición que amparan en la Ley 2/1999, de 29 de marzo, de Patrimonio Histórico y Cultural de Extremadura, y de su Artículo 6, en su acepción de Sitio Histórico, ya que “carece de la más mínima protección jurídico patrimonial, evitándose que lo que debe ser un lugar de memoria, se convierta en un lugar de olvido o desaparezca”.

Según explica la Armhex en nota de prensa, las Colonias Penitenciarias de Montijo, son “un referente de la memoria histórica y lugar obligado de recuerdo para muchas personas y colectivos”, y destaca su “significación histórica en el ámbito de la represión franquista seguida a la guerra civil”.

Por tanto lo configuran como “símbolo” en Extremadura que le hacen “merecedor de su máximo reconocimiento y protección que se promueve y así se solicita mediante el citado escrito”.

Considera la asociación que “los mismos argumentos” que la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Extremadura empleó para la declaración de Bien de Interés Cultural, del paraje y terreno donde se ubicaba el Campo de Concentración de Castuera “son igualmente aplicables y extrapolables” para los restos de las Colonias Penitenciarias de Montijo.

Por este motivo, la Armhex espera que la administración “proceda a iniciar el expediente, tal y como ha sido solicitado, respecto a las Colonias Penitenciarias de Montijo”.

20 minutos.es Badajoz vía google noticias

OTRAS NOTICIAS RELACIONADAS:

Una asociación reclama la declaración de Bien de Interés Cultural  Lainformacion.com

ARMHEX pide declaración Sitio Histórico para Colonias  ABC.es