Punto y seguido en los niños robados…

28/09/2011

Hace algunos meses, el fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, recibió una denuncia colectiva para investigar el robo de casi 300 niños recién nacidos -entre ellos varios de Castellón- en clínicas y centros hospitalarios en las dos últimas décadas del franquismo y primeros años de la transición democrática. Estos hechos, que esbozan la indefensión de las víctimas, la impunidad de los autores y el clima de dominación social en que se producen, muestran rasgos propios de un delito de lesa humanidad. Lo que solicitaban investigar al fiscal general del Estado, que trasladó la orden en tal sentido a las Fiscalías provinciales, no son cosas del pasado, que hay que aceptar para no reabrir heridas, como algunos han dicho de las víctimas del franquismo amontonadas en fosas comunes, sino cosas que afectan a personas todavía vivas a las que una actividad criminal les arrebató la madre, les quitó al hijo o les cambió el hermano.

El teniente fiscal de Castellón, Juan Salom, parece que se ha cogido el asunto muy en serio, ha visto indicios de irregularidades, pero no tiene pruebas porque los restos de muchos niños han sido cambiados de sitio en los cementerios y la mayoría de testigos han fallecido. No obstante, los afectados tienen la vía de los juzgados para aliviar su gran pena.

Edición en PDF

Para acceder a los contenidos de la hemeroteca debe ser usuario registrado de El Periódico Mediterraneo y tener una suscripción.

Pulsa aquí para ver archivo (pdf)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: